8.2.06

[viejas glorias] Chaleco bohemio

Chaleco

Este chaleco lo hice a finales de los noventa. Solía ponermelo con una camisa blanca y un pañuelo en el cuello, en plan bohemio. Cosas de la edad... Era muy cómodo, para cuando ya no hacía tanto frío, pero aún refrescaba por las noches.

Una de las cosas que más me gustaban de él eran los bolsillos. No sé porqué razón la ropa de mujer suele carecer de bolsillos. Pero a mí me encanta llevar las manos metidas en los bolsillos. También me encanta llevarlos llenos de cosas.

Apenas recuerdo cómo lo tejí, pero está tejido a punto bobo y lleva dos ochos en cada delantero formando una cadena. Los ochos siguen por la espalda. Tanto la tira de los botones como la de las sisas está tejida aparte.

Cada ocho tiene 8 puntos, así que la cadena tiene 16 en total. Los cruces es hacen como sigue:

  • (1) Tejer cuatro vueltas del derecho.
  • Llevar cuatro puntos a una aguja auxiliar por detrás de labor. Tejer cuatro puntos del derecho. Tejer ahora del derecho los puntos de la aguja auxiliar. Esto completa el primer ocho.
  • Llevar cuatro puntos a una aguja auxiliar por delante de la labor. Tejer cuatro puntos del derecho. Tejer ahora del derecho los puntos de la aguja auxiliar.
  • Repetir desde 1 todas las veces que sea necesario.

Los bolsillos están tejido al mismo tiempo que el resto del delantero. Se teje el delantero hasta llegar a la altura a la que queremos el bolsillo. Entonces tejemos hasta la anchura a la que vamos a poner el bolsillo con una aguja temporal. Ahora hacemos el elástico que irá vuelto hacia delante. Cerramos los puntos.

Hacemos el fondo del bolsillo: Montamos los mismo puntos que hemos cerrado con el elástico. Tejemos a punto liso, o si somos muy detallistas, al mismo motivo que el resto del delantero; hasta que tengamos la longitud deseada para el fondo. Ahora, seguimos tejiendo desde la aguja auxiliar en la que habíamos dejado el delantero. Tejemos la parte del fondo y ahora se teje la última parte del delantero. De esta forma se unen el fondo del bolsillo con el delantero. Ya solo queda coser el fondo al delantero y tenemos nuestro bolsillo super práctico.

3 comentarios:

liuia drusilla dijo...

Estoy completamente de acuerdo con lo de los bolsillos: la cantidad de tesoros que se pueden llevar dentro y que los diseñadores de ropa se empeñan en no ponerlos. Mira que es difícil encontrar ropa femenina con unos bolsillos como Júpiter manda...
Ésos del chaleco tienen buena pinta, ¿eh? ;)

malglam dijo...

Pues estos salieron un pelín pequeños, pero servían para llevar las manos calentitas.

Mi madre, que sabe coser bastante bien, dice que no se ponen bolsillos porque deforman la ropa. A mí esa razón la verdad es que me da igual.

Mamá Carmen dijo...

Es verdad no ponen bolsillos y también me encanta meter las manos en ellos, calentitas ahora que el invierno está siendo duro en todas partes!